La intervención conocida como LIPOSUCCIÓN es un procedimiento quirúrgico en el que se usa una técnica de succión con el objetivo para eliminar acumulaciones de grasa en áreas específicas. Entre las zonas más requeridas se encuentra el abdomen, las caderas, los muslos, los glúteos, los brazos y el cuello.

La liposucción logra extraer la grasa corporal modelando el área que se trata. Por esta característica también recibe el nombre de “Lipoescultura” o “Moldeado corporal”.

Es importante mencionar que esta intervención médica no está indicada para quienes deseen modificar un cuadro de obesidad o sobrepeso. Se recomienda este tratamiento para quienes posean grasa alojada pero tengan un peso corporal estable.

Te puede interesar: Foxy eyes: el tratamiento para una mirada felina

Después de llevar adelante la liposucción, la piel se adapta el nuevo contorno de la zona que se trató. Es usual que se produzcan inflamaciones, esto dependerá de cada paciente y de las reacciones de cada organismo ante el tratamiento. También tienen relación en torno al volumen extraído de grasa o la cantidad de áreas que fueron sometidas a esta práctica.

Generalmente, el resultado podrá verse al mes de la cirugía y al cabo de 3 meses la inflación será casi imperceptible.

En el postoperatorio se recomienda el uso de la faja compresiva. El uso de este elemento es fundamental dado que facilitará la adaptación de la piel que al vaciar la grasa queda con cierto grado de flacidez. La cantidad de tiempo que debe utilizarse depende del volumen tratado, de las características dérmicas de cada paciente y del estado del organismo al salir de la intervención. Usualmente en Clínicas Love sugerimos su utilización constante entre 3 y 5 semanas.

Puede ser de tu interés: ¿Cuánto cuesta una cirugía Bichetomía?

Luego de una liposucción se recomienda el drenaje linfático manual para favorecer la resolución de la inflación. Esto mejorará la adaptación de la piel, evitará la retención de líquidos y tratará las irregularidades o la fibrosis de la zona tratada.

En cuanto a las cicatrices o marcas de esta cirugía, se puede afirmar que es una de las intervenciones estéticas que menos marcas deja. Esto se debe a que su tamaño no suele ser mayor de 0,5 cm. Se hacen distintas incisiones por cada zona y las características de estas dependerán del tipo de piel del paciente.

En Clínicas Love intentamos realizar las intervenciones de liposucción generando rastros casi imperceptibles. Trabajamos con los mejores insumos y nuestros profesionales priorizan la salud de nuestros pacientes para lograr resultados estéticos y armónicos.

Cabe mencionar que los beneficios de la liposucción no se limitan solamente a la estética. Este tratamiento se configura en muchas oportunidades como un primer paso hacia un estilo de vida más saludable y más activo en el paciente.

Existen ciertos riesgos en la liposucción, sin embargo esto se reduce confiando en profesionales capacitados. Esto reduce las posibilidades de llegar a resultados desfavorables y mejorar las estadísticas de inflamaciones complejas. 

https://www.instagram.com/p/B-RyHqmlgr0/

¡Llámanos!